Crap Interactivo, segunda parte

15.06.2015 a las 16:44 hs 1055 1

Cómo les va pollos/as? Vengo con la segunda parte de este crap que se me va ocurriendo según lo que comentan:

Primera parte, por si no la leyeron:

Para poder ver los links necesitas estar Registrado . O.. ya tienes cuenta? Logueate!



- Julio tengo algo que decirte. No te va a gustar, pero necesito expresarlo.-
Cortázar barajó muchas hipótesis en su cabeza, pero no lograba descifrar qué podría llegar a tener que decirle Gilda a él, entonces hizo a un lado su ámbito financiero, apoyó ambos brazos sobre la mesa y le dijo:
- Te escucho.
- He visto un burro, pequeño, atrapado. Necesita nuestra ayuda.- En la cara de Gilda se podía apreciar el lamento.




- Entiendo Gilda que lo del burro es una metáfora - Dijo Julio con cara de pocos amigos.
- Tal vez sea literal - Contestó Gilda sin titubear.
- En todo caso - Continuó Julio -, el asunto del burro no es mas que una representación física de lo pelotudos que resultan ser ciertos hombres cuando atención no obtienen. Gilda, en pocas palabras: tu problema es la falta se sexo, y por lo grande del miembro, sospecho que anal.
Gilda por un momento quedó en silencio, su piel no se puso de color rojo cobrizo, pues esas cosas ya las había escuchado, pues en su camino con mas de uno de estos "burros" que Julio mencionaba ella se había tropezado. Respiro profundo, fijó su mirada en los ojos de Julio y con voz casi arrulladora como si se tratase de un suspiro dijo:
¡Házmelo!
Cortázar luchó unos segundos con su conciencia: sería acaso correcto tener relaciones con esta persona a la cual acababa de conocer, simplemente porque se lo estaba pidiendo? Su conciencia le contestó, hablando en francés: 
casse son cul, julito!
Entonces tomó la decisión. Sin pensarlo, dejó 50 mangos sobre la mesa, capaces de cubrir el café y la propina, se olvidó su ejemplar de ámbito financiero sobre la mesa y salió corriendo, tomando a Gilda de la mano. 
- Tengo una pieza acá a la vuelta, vamos - dijo el escritor.
Llegaron al lugar y todo fue pasión. Sus fuertes manos varoniles rozaron todas las partes prohibidas de su sedosa femeneidad. Sus cuerpos se ondulaban con un ritmo sensual, entonces él envió su guerrero enrojecido en su tembloroso montículo de amor.
- Querés un pucho? Dijo Cortázar muy tranquilamente. 




Gilda apenas podía respirar, pero aceptó.
Cinco minutos después llamó el tata Martino, a quien Julio ignoró, y haciéndole un gesto cómplice a Gilda le dijo "que se arregle".
Ambos salieron del departamento  y en la vereda se encontraron con un viejo conocido: el comandante Ricardo Fort.




Ricky, como solían llamarlo les dijo:
- "Qué coincidencia, qué paradoja, ahora soy reina de la zona roja".- Recibió miradas confusas, por lo que se vio obligado a aclarar. - Digo, que qué coincidencia encontrarlos acá.
- Cómo andas, ricky? - Dijo Julio con tono jovial, y una leve carpa en sus pantalones.
- Bien julito, bien. Y por lo visto vos también, picarón! Stap, chicos. Vengo de correr una picada con Michael y Paul.
- Quienes? - Preguntó el autor de "un tal lucas".
- My men, michael jackson y paul walker!
Gilda no tenía idea de quienes hablaban.
- Perdón, pero, qué clase de picada? Jamón y queso, milanesas y papas fritas?




- Sos risueño julito...picada de autos, yo en mi roll royce, michael en su moto y paul en esa poronga pintada que hace ruido. Ahí vienen los pibes, fijate:
En el horizonte, por calle saavedra (Nota del autor: no tengo ni la mas puta idea de las calles de buenos aires, batí fruta en este punto...sólo en este), se acercaban un toyota supra y una motomel 110 con parlantes, y sonaba algo que intentaba ser música y rezaba "tengo todo lo que quieren las guachas". Michael se bajó dispuesto a abrazar a Julio, y le dijo:
- Juliiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, thriller está inspirado en bestiario!




- Dudo que lo hayas leído - retrucó el argentino.
- Pero si, tontuelo, me encantó el coronel Buendía!
- Ese es de García Marquez.
- Ay, perdón, se me confunden los uruguayos!
- El era colombiano y yo...dejá, no importa. Qué hacen acá?
En simultáneo, habiendo saciado sus deseos sexuales, gilda comenzó a caminar sin que nadie lo note. En poco tiempo desapareció de la vista de todos.
- Chicos, Stop! - Dijo el comandante - Julio, buscate aunque sea una bici y vamos a correr.




De nuevo llamó el tata Martino, de nuevo fue ignorado.
- Para nada, es ilegal esta actividad, vous êtes fou! - Exclamó Cortázar.
- PERO NO SEAS MARICÓN!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! - Gritó Paul, de la nada.
- A quien le decís maricón, la re concha de tu madre? Te voy a dejar el comedor sin sillas! - amenazó julio, con tonada de barrabrava. 
Ese fue el comienzo del fin. Paul se bajó del auto con un bate de baseball dispuesto a partir cráneos. Julio adoptó una posición digna de bruce lee y le dijo: 
- "vení si te la bancás, puto"- y comenzó a cantar: "Y ya lo ven, es la barra de devotto, la que le chupan el choto las hinchadas de la C ♪!"



Necesito que me tiren otro personaje y otro escenario para el descenlace de este terrible crap literario. Espero sus comentarios!


Mas pelotudeces?




Eso es todo, espero sus puteadas  comentarios!


Puntos: 771


Comentarios (14)


Cargando comentarios espera un momento...
No tienes permisos para comentar.
Para poder comentar necesitas estar Registrado. O.. ya tienes usuario? Logueate!